GESTION DE EMPRESA FAMILIAR

Planificación estratégica de la sucesión

La continuidad es una condición válida para definir a la empresa familiar,
aquella que nace como un sueño y atraviesa dificultades que,
apoyadas en las condiciones innatas del fundador y sus valores, logra
perfilarse más allá de su persona.

La posibilidad de afrontar un proceso sucesorio en la EF es un hecho
ineludible que solo se evita con la venta de la misma, situación poco
común en este tipo organizacional.

Nuestro propósito es brindar la objetividad que este proceso requiere a
través de:

• Analizar la situación actual (diagnóstico) con vistas a la continuidad.
• Descubrir los escenarios futuros probables que involucran tanto a
propietarios, directivos como integrantes familiares.
• Elaborar el plan sucesorio.
• Diseñar planes de contingencias.
• Comprometer a la alta gerencia y sus habilidades de liderazgo.
• Implementar el plan.

Profesionalización de la Empresa Familiar

El pasaje de empresa familiar a otra de formación profesional, que se
está adaptando a un nuevo escenario competitivo, implica modificar la
forma de “ser y hacer” imperante y reorganizar sus estructuras.

El cambio cultural, como una exigencia para la supervivencia, implica
la “regeneración estratégica” de la visión del fundador acorde con la
evolución de la empresa.

La clave es poner en marcha procesos de cambios organizativos orientados
a profesionalizar el sistema de gestión empresarial y asesorar a
la familia para establecer el funcionamiento de un Consejo de Familia,
siendo nuestra propuesta supervisar, asesorar y mediar durante todo
el proceso.

CAMBIO DE CULTURA

La identidad cultural

Toda organización comporta, por definición, una identidad cultural.
Ésta implica la existencia de un conjunto articulado de valores, tradiciones,
símbolos, creencias y modos de comportamiento que funciona
como elemento cohesionador e impulsor de decisiones, y por ende de
comportamientos.

Esta identidad compartida puede ser coherente o no con el proyecto
estratégico formulado por la dirección dentro del escenario cambiante
que la contiene.

Gestión del cambio cultural

Partiendo del convencimiento de que “el cambio cultural es un proceso
gestionable” para reducir la brecha existente entre una y otra realidad
cultural, nuestras intervenciones incluyen:
• La identificación y descripción de la cultura real existente en la
empresa.
• La identificación y descripción del nuevo foco cultural alineado a la
estrategia.
• El diagnóstico de la relación y del gap entre ambas y de las fortalezas
que impulsarán una nueva forma de “hacer” y “ser” en la empresa.
• La definición de la estrategia a seguir en esta transformación, sin
renunciar a la fuerza motriz de su identidad cultural.
• El acompañamiento durante el proceso de cambio.